Las pilas de audífonos para sordera pueden parecer similares a las pilas utilizadas en otros dispositivos, como relojes y calculadoras, pero son muy diferentes. La principal diferencia es que la mayoría de las baterías de audífonos generan energía con una reacción basada en aire en lugar de en una celda cerrada. Estas baterías, conocidas como baterías de zinc-aire, son más potentes y proporcionan una potencia más estable que las baterías alcalinas normales a costa de una vida útil algo más corta.

Debido a que las pilas de zinc reaccionan con el aire, es importante cuidarlas adecuadamente. Aquí hay algunos consejos para cuidar sus pilas de audífonos:

Primero, nunca retire la etiqueta adhesiva (de color) de la pila antes de que esté listo para usarla. Tan pronto como retire la pestaña, el oxígeno ingresará a la pila y comenzará a descargarse.
Guarde sus pilas en su embalaje original en un lugar fresco y seco, como un cajón o mueble. No los guarde en su bolsillo y tampoco los guarde en el refrigerador, ya que esto puede dañarlos y reducir su efectividad.
Cuando no use sus audífonos, abra la puerta del compartimiento de la pila de su audífono para liberar la humedad acumulada y evitar que las pilas se descarguen. Esto puede ayudar a prevenir la corrosión en sus audífonos y permitir que duren más.
Retire las pilas agotadas de sus audífonos de inmediato. Las pilas completamente descargadas pueden dañar sus audífonos.
Al cambiar las pilas, abra el sello y luego permita que reposen durante unos minutos. Esto permite que el oxígeno ingrese a la batería y comience la reacción química para la producción de electricidad.

¿Necesita pilas nuevas para sus audífonos? Cómprelas online en nuestra tienda y se las despacharemos a su domicilio.
¿Este artículo te resultó útil?
Cancelar
¡Gracias!